“Cuando uno pide un anillo o una pieza que quiere que la confeccionen con lo que soñaste, se piensa en hacerlo en Casa Tissera”

Tissera, Relojes y Joyas, negocio familiar que está celebrando sus 65 años de trayectoria comercial en Las Varillas y la región en el marco de una situación especial por la pandemia pero con alegría y agradecimiento por tantos años de apoyo.

Comparte

Tissera, Relojes y Joyas, negocio familiar que está celebrando sus 65 años de trayectoria comercial en Las Varillas y la región en el marco de una situación especial por la pandemia pero con alegría y agradecimiento por tantos años de apoyo.
Roberto Tissera expresó en diálogo con EL HERALDO que el 2020 fue bastante más duro, este año se nota una recuperación en el ámbito local donde el movimiento económico, laboral y social es importante. Entiende que la clientela histórica del negocio fundado por su padre y su tío, es fundamental , pero también la nueva que se agrega en forma permanente: “Me he dado cuenta que Casa Tissera es una marca más , cuando uno pide un anillo o una pieza que quiere que la confeccionen con lo que soñaste, se piensa en hacerlo en Tissera, y al contar con el servicio del taller interno nos permite que eso tan querido tenga la impronta nuestra”, comentó.


Destacó que recibir de regalo una joya despierta muchas ilusiones y emociones en una persona, entendiendo que es algo mítico y que siempre fue así. Pero también les sucede con la relojería, aunque en este aspecto en la actualidad hay mucha más competencia y es más masivo, mientras que una joya “se compra en confianza, como yo confío en mis proveedores, el público confía en nosotros y eso te lo dan los años de trayectoria, seguramente en tantos años hubo aciertos y errores, pero lo que siempre se trató es de cumplirle al cliente, y si uno no lo puede hacerlo, decírselo, es decir el valor de la palabra empeñada…, uno siempre se trató de mantener en ese camino, de lo contrario perdés el crédito con los fabricantes y proveedores, y la confianza de la gente….”, dijo.


Recordó que en tantos años hubo momentos de incertidumbre, cuando falleció su madre, luego con la avanzada edad de su padre, y Roberto iniciando su relación con Mariela que fue fundamental aportando sus conocimientos de administración de empresas, y allá por 2005 se incorpora Jorge Sacavino quien se capacitó en la Cámara de Joyería de Córdoba y en estos momentos es uno de los orfebres conocidos y respetados a nivel provincial por la calidad de sus trabajos. También mencionó la invalorable tarea de Raúl Pellegrino que en ocasiones complejas salió a vender para no dejar caer el negocio acá en Las Varillas.


Sobre lo que elige más la gente a la hora de comprar una joya, señaló que eso siempre fue cambiando con el tiempo, actualmente se piden mucho los aros, anteriormente eran los anillos, ya no tanto los motivos religiosos como cadenitas con cruces, pero remarcó que en la ciudad y la región, donde tienen presencia ya que tienen venta mayorista con representaciones de marcas de Buenos Aires que se pueden encontrar en comercios del rubro en localidades vecinas y otras ciudades como Villa María y San Francisco.


Al realizar un balance de este nuevo aniversario, Roberto reconoció que “hay una cuota de esfuerzo de mucha gente que trabajó y trabaja con nosotros, y también algo de azar. Nosotros nos recuperamos de cinco robos, lo que no es sencillo, pidiendo plata prestada para levantarnos, siempre lo cuento en Buenos Aires que hasta los usureros se portaron bien diciéndonos que nos ayudaban a salir del paso y como podamos se lo devolviéramos, por eso siempre digo que la riqueza no es sólo material, si no que está en tus acciones, en tener el crédito abierto, mucha gente nos ayudó a recuperarnos en muchos momentos de zozobra…”, se explayó.


Añadió que al igual que su padre con él, sus dos hijos, el mayor es estudiante universitario y el segundo del secundario, pero ambos se están interiorizando e interesando del negocio familiar: “Lo que pasa en una joyería en Las Varillas pasa en el mundo, he tenido la suerte de conocer , en Italia pueblos enteros de orfebres, siempre una familia que transmitió la actividad de generación en generación…Cuando cumplimos 50 años me regalaron un presente con una frase que decía: Medio Siglo de trayectoria sólo se logran trabajando con Honestidad”, creo que nosotros hemos cometido errores, vamos a seguir cometiendo errores, nunca se termina de aprender, pero creo que todo haciéndolo desde la honestidad”, subrayó.

Comparte
Next Post

Los jóvenes recibieron la primavera a pura fiesta

Las promociones de todos los colegios recibieron la primavera 2021